XII Encuentro Solidario de Murgas El Rocío "Ramón El Pecas" - Imagen Factoría de Carnaval

domingo, 19 de enero de 2020

"GENTE DE AQUÍ" - Raúl Pérez Méndez

Escultor de reinas, murgas... y santos

Raúl Pérez, con solo 23 años, alterna entre Semana Santa y Carnaval


Raúl Pérez, con solo 23 años, alterna entre Semana Santa y Carnaval.
Comenzó a lijar corcho blanco para ayudar a hacer una carroza para las lustrales de Garachico en 2010. Cinco años después, ya presentó su primera propuesta artística, hizo una virgen que hoy procesiona en su ciudad natal, y diseña trajes de murgas. Se estrenó la pasada edición y ganó el primer premio en el Norte.
La murga femenina Chaladas, de Icod de los Vinos, presentó el sábado de la semana pasada su fantasía: "Un sinfín de melodías, algo de ritmo y armonía, un par de acordes afinados para traer al Carnaval nuestra alegría". Al cumplimentar sus datos, facilitan el título de su disfraz -en su tercer año en Carnaval, tras su retorno después de décadas- y aportan el Instagram de su diseñador: @raul_pintorescultor. El nombre llama la atención. Un simple clic nos traslada a su perfil, en el que lo primero que aparece es una virgen en terracota policromada (encargo de un particular para un regalo de reyes), una carroza para la Cabalgata de reyes de Santa Úrsula, otra talla de Virgen María, Madre de Dios, un niño Jesús, un san José y una Dolorosa... Sin duda, más propio de Semana Santa que de Carnaval.
El referido perfil corresponde a Raúl Pérez Méndez, nacido en Garachico en 1996. Escultor de santos y vírgenes... piezas de trajes de reinas del Carnaval y diseñador de los disfraces de las murgas Chaladas y Ferrusquentos; con esta última ganó en Presentación el pasado certamen comarcal de murgas del Norte.
Junto a su domicilio, en la calle Juan de Regla, en el barrio de San José (Garachico), ahí tiene su taller. A sus ¡23 años! asegura que su familia es creyente, aunque no de misa diaria, lo que no quita para que su afición desde pequeño fuera hacer figuras de santos y vírgenes con papel de aluminio, y antes con plastelina, hasta que su padre le compró su primer bloque de arcilla para que modelara. Tal vez lo que hace ahora es el resultado de aquellos inicios. Hijo único, Raúl estudió sus primeras letras en el colegio Antonio Del Valle para luego pasar al IEA Garachico antes de trasladarse a Santa Cruz para cursar el bachillerato en el Fernando Estévez, y luego realizar un ciclo superior de Escultura.
Para Raúl el arte del modelado no le era extraño. De hecho, tiene el honor de compartir trono en la Semana Santa de Garachico con la escuela de Martín de Andújar, en el conjunto escultórico del Descendimiento de Cristo que forman los Santos Varones, San Juan y el Cristo con su Dolorosa. El anterior párroco del pueblo, Francisco Hernández, incorporó en 2016 la imagen primero en la procesión Magna, que sale el Viernes Santo, y desde hace dos años sale en solitario desde el Convento de las Monjas con el Paso de El Huerto cada Domingo de Ramos. Aunque con 15 años ya había comenzado a hacer sus primeras figuras, desembarca en el mercado laboral con 18, cuando se da de alta para poder construir la mula y el buey que le encarga el Ayuntamiento de Santa Cruz de Tenerife para el belén, a tamaño natural, que se instala en la plaza de la Candelaria.
Fiel a la tradición de las carrozas de las Fiestas Lustrales de Grachico, y heredero tal vez de las habilidades de su padre -reconocido como un manitas en el pueblo por su habilidad y buen gusto para decorar plazas-, Raúl Pérez elaboró su primera carroza en las lustrales de hace cinco años, que recreó las "Crónicas de Narnia". Precisamente destaca la labor del recordado carrocero Paco Delgado, el gran ausente en la próxima edición de las fiestas lustrales de Garachico.
A raíz de hacer las dos figuras del belén de Santa Cruz, fue invitado para ser jurado en la gala infantil de 2016 y en 2017 recibe el encargo del diseñador Eduardo Martín Quintero para que talle unas figuras para el traje de su candidata a reina, también la capital. Este encargo le abrió las puertas en el Carnaval chicharrero, pues a las siguientes edciones se ponen en contacto con él Borja Abreu, Alexis Santana y Alfonso Baute, y la comparsa Joroperos.
La pasada edición del Carnaval la murga adulta Ferrusquentos, de Garachico, liderada por Manu Domínguez, le encarga el diseño de su fantasía, con la que cosechan el primer premio en el certamen del Norte, y con la que precisamente anoche presentó su apuesta para la nueva edición. No Junto a Ferrusquentos, Chaladas también encomendado a Raúl Pérez la creación de su fantasía.
En su haber destaca la exposición de imaginería en miniatura que años atrás se expuso en la parroquia de Santa Ana, de Garachico, con los diecisiete pasos que integran la procesión magna, o el espectáculo de pintura en directo que se punto en escena bajo el título de Mujeres de la Pasión. Mientras una solista interpretaba jazz con un laud, con la intervención de las actrices Sofía, Mar Gutiérrez y Alicia Rodríguez, Raúl Pérez pintaba lo que ocurría.
En la obra escultórica de este joven garachiquense destacan también el misterio que le encargó la parroquia de Santo Domingo, de La Guancha, de 1,20 metros de alto; o el san Roque que le encomendó un particular de Las Palmas, precisamente porque sabía de la importancia de la advocación de ese santo en Garachico.
A título personal, Raúl Pérez admite que se identifica más con el arte de Martín de Andújar, porque le gusta imprimir a sus imágenes acabados antiguos, y destaca entre los imagineros canarios a Fernando Estévez, de quien admira la dulsura que imprimió en sus caras.
En su trayectoria, ha dado forma y color a un mural de 21 metros de ancho por 2,5 de alto de la parroquia de San Antonio, en Granadilla, que conmemora el centenario de la iglesia, y acaba de ganar el concurso del cartel de las lustrales de Garachico, un arte que no le es ajeno, pues ha hecho los reclamos para semanas santas de Garachico otras fiestas de Santiago del Teide.
Cuando acabe el Carnaval se sumergirá en los preparativos de la carroza para las lustrales de Garachico. Comenzó ayudando en 2010 y cinco años después presentó su primera propuesta. Tienen un encanto para Raúl Pérez: "El ayuntamiento nos da un camión con hierro y los transformamos en una especie de fallas (salvando las distancias) con ruedas" que alegrarán las calles de Garachico en sus fiestas principales con las que se siente en deuda. Recuerda que en 2015, cuando trabajaba en el modelaje de su Virgen Dolorosa, falleció su abuela Inocencia. El revés lo sumergió en una tristeza que lo llevó a frenar su actividad artística. Sin embargo, poco a poco se reencontró y consoló cuando policromaba la imagen. De ahí, el nombre de la Virgen... de la Consolación, obra de un escultor que tanto hace reinas diseña trajes de murgas.
eldia.es

No hay comentarios:

Publicar un comentario

Puedes expresar tu opinión libremente, pero siempre con respeto.

Nota: solo los miembros de este blog pueden publicar comentarios.